Inicio > e-administración > Administración pública en Extremadura y teletrabajo

Administración pública en Extremadura y teletrabajo

septiembre 14, 2009 Deja un comentario Go to comments

Leyendo hace unos días un excelente artículo de José Morales Barroso sobre la Intelligent Grid, una red convergente de electricidad y comunicaciones, y cuya lectura recomiendo porque anticipa el futuro modelo eléctrico que podría implantarse en unos años para optimizar nuestros recursos energéticos, me llamó la atención este párrafo, que reproduzco porque ha modificado mi paradigma sobre el concepto de teletrabajo:

Pero teletrabajo no significa “trabajar en casa”, sino descentralizar la oficina y usar las comunicaciones para llevar el trabajo a los trabajadores. La mejor solución no es la “oficina de casa”, sino “la oficina cerca de casa”, en un lugar accesible andando. Las ventajas del teletrabajo para la economía y el medio ambiente deben ser enfatizadas, porque permite a las personas trabajar sin entrar en las grandes ciudades y evita el abandono del entorno rural.

En Extremadura vivimos una situación peculiar, ya que esta es la Comunidad Autónoma con más funcionarios por habitante, un 8,35% de la población según datos de marzo de 2009. 91.672 personas trabajan para alguna Administración Pública, 46.544 en la Junta de Extremadura, lo que convierte a la administración autonómica en el mayor empleador de la región. Esto, para bien o para mal, implica que la Junta en muchas ocasiones debe realizar determinadas actuaciones que en otras comunidades acometen empresas privadas; ya comentamos en entradas anteriores la apertura de la red de fibra óptica o el proyecto para garantizar el acceso a Internet mediante WiFi.

Independientemente de que nos encontremos en un contexto de crisis económica, la tendencia a utilizar las autopistas de la información en lugar de las de asfalto es un paso no sólo necesario sino urgente, ya que permitirá un ahorro energético significativo y reducirá la emisión de CO2 a la atmósfera, una disminución del tiempo de desplazamiento y una comunicación más ágil. La Junta de Extremadura está realizando actuaciones para fomentar el uso de las TIC, como es el proyecto de implantar la administración electrónica, que permitirá que los ciudadanos realicemos nuestros trámites ante la administración por medios telemáticos. Este es un proyecto importante en una región como la nuestra, en la que acudir de forma presencial a una ventanilla de Mérida puede suponer más de una tres horas de trayecto entre ida y vuelta a los habitantes de Plasencia o Navalmoral. La implantación de las Oficinas de Respuesta Personalizada ha sido un paso necesario, pero insuficiente, ya que no cubren todo el territorio.

Pero está el problema de los miles de trabajadores que se desplazan a diario a Mérida, a veces desde poblaciones muy distantes, con el considerable consumo energético y tiempo de desplazamiento; una vez asentadas las bases para la administración electrónica, el siguiente paso lógico es utilizar las capacidades de la red para desligar a los funcionarios de su puesto físico de trabajo: el uso de los portales corporativos, herramientas de cloud computing, redes sociales corporativas, etc. son un apoyo fundamental para ello. Es necesario adoptar el concepto de empresa en red que utiliza Manuel Castells a la administración, para crear la administración en red.

Cuando el funcionario pueda trabajar de forma ubicua, el siguiente paso será el teletrabajo, pero, ¿por qué no crear oficinas locales en lugar de enviar a los trabajadores a sus casas? Así se reforzaría la pertenencia a un grupo, se crearían relaciones entre trabajadores de distintas Consejerías y, si los edificios pudieran albergar trabajadores de otras empresas o administraciones, se podrían crear interesantes sinergias entre los trabajadores públicos y la empresa privada. Se recortarían gastos de transporte y se optaría por un modelo más local, más cercano y más humano.

Por supuesto todo esto requiere de una planificación estratégica y de la colaboración de otras entidades, pero puede resultar un cambio muy beneficioso para nuestra región.

Anuncios
  1. Manuel Castro
    mayo 21, 2010 en 3:56 pm

    Me parece interesante la propuesta Jorge, creo que nadie se ha parado nunca a pensar en el coste “economico, medioambiental, familiar, etc…” que suponen esos miles de desplazamientos diarios a Mérida.
    Pero creo que aún no existe madurez suficiente en esta administración para acometer un proyecto así. Hablo de madurez en los procedimientos, en la evaluación del desempeño de sus empleados y por supuesto y tu lo sabes tan bien como yo en los medios tecnológicos.
    Saludos.

  2. jorgehm
    mayo 24, 2010 en 6:25 am

    Estoy de acuerdo Manuel, es necesario todavía andar mucho camino para ver propuestas de este tipo no ya realizadas, sino planificadas.

    Muchas gracias por el comentario.

  1. No trackbacks yet.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: